El impacto inicial de la epidemia sobre la actividad económica se está cebando sobre todo en sectores como el turístico (aerolíneas, agencias de viaje, hoteles…) y en aquellos otros más dependientes de la cadena internacional de suministros (industria de la automoción, calzado y textil, alta tecnología y artículos del hogar), pero la preocupación por los efectos de la epidemia se extiende a todos los sectores y subsectores de la economía española. Leer

Leer artículo original…